martes, 9 de octubre de 2018

Un equipo que sabe sacar chapa


Gabriel Gómez continúa demostrando que es un técnico "saca puntos" y que sabe administrar bien los recursos que tiene. Acá analizamos lo bueno y lo malo de la Lepra durante este torneo, que lo tiene en los puestos de clasificación al reducido aunque reste mucho por jugar.


Independiente Rivadavia transita su mejor arranque en la B Nacional desde que disputa esta categoría. Es que a lo largo de estas largas temporadas el club de Avenida Las Tipas ha alternado buenas y malas pero pocas veces logró tantos resultados positivos en las primeras fechas.

Uno de los puntos claves es el don de la efectividad que ha tenido el técnico Gabriel Gómez desde que se hizo cargo del puesto. En total (contando el torneo pasado y el actual) ha dirigido 14 encuentros, con 9 triunfos, 4 derrotas y un empate, números que dan un total de 28 unidades conseguidas en 42 disputadas. Sin dudas un entrenador "saca puntos", que hoy en día es difícil de encontrar en la divisional.

Sin embargo desde lo futbolísitco al equipo en este campeonato le cuesta muchísimo realizar buenos primeros 45 minutos. Es aquí donde no se ve un Independiente dominador y superior a sus rivales. Quizás lo visto en el clásico ante Gimnasia y durante el partido ante Almagro deje expuesto al máximo estos defectos, pero en el resto de las fechas (salvo ante Los Andes) los primeros tiempos se hacen cuesta arriba.


Los Caudillos son claves con su aliento para levantar el equipo cuando las cosas no salen bien

Aunque no queremos enfocarnos en los puntos débiles del equipo (por más que sean datos precisos) sino que debemos destacar lo que pasa en los últimos 45' que tiene un encuentro. Allí Gómez, en la mayoría de las veces, ha acertado con los cambios y se ha visto reflejado en los resultados. Algo parece que sucede en los entretiempos de los partidos porque el equipo sale predispuesto de otra manera. Ejemplo de esto son los triunfos ante Los Andes, Central Córdoba, Platense y Villa Dálmine. 



Quizás no lo haga desplegando un alto nivel de juego pero en Independiente Rivadavia nos han inculcado desde pequeños que lo principal para jugar con esta camiseta es dejar "el alma y el corazón en cada pelota".Y la Lepra lo entiende a la perfección. Todos los jugadores se exprimen al máximo de sus capacidades para lograr ganar los tres puntos y esperemos que esto siga así.

Ya tendrá el DT tiempo de sobra durante este parate de dos semanas por fecha FIFA para corregir lo que está costando más, de cara al viaje a Agropecuario. Seguramente transcurridas seis fechas en la cabeza del entrenador esté un once ideal habiendo visto el desempeño de la mayoría de sus jugadores, que en un gran número son provenientes de la cantera. Y ese es otro mérito extra: Gómez se las arregla muy bien con lo que tiene al alcance de su mano. 


Por Juan Ignacio Villarroel
Foto Osvaldo Gagliardi





0 comentarios :

Publicar un comentario

Copyright © 2014 Mundo Lepra - El sitio nº 1 del Club Sportivo Independiente Rivadavia | Diseñado por
Scroll To Top