martes, 2 de mayo de 2017

LMF: El Parque siempre será azul


Independiente Rivadavia volvió a dejar en claro que es el papá de Gimnasia tras vencer 3-0 en el clásico de hoy jugado en Ciudad Deportiva. Zarralanga, Soria y Úbeda fueron los autores de los goles azules. Mirá la selfie del festejo. 

En un duro partido con 14 amonestados y cuatro expulsados, los pibes de Alejandro De la Riba le propinaron una linda paliza al rival de toda la vida. El inicio del partido fue bastante fastidioso: se jugó mucho en mitad de cancha y al pelotazo, con un Gimnasia que tuvo algunas oportunidades más que Lepra pero sin generar demasiada preocupación en el arco de Rodríguez, que tuvo la gran tarea de reemplazar a Pochi Basabe y lo hizo de gran manera.

Pero acá no gana quien juega bonito sino quien hace goles. Y llegó Zarralanga para abrir el marcador tras un pase por la izquierda y una pelea en el área blanquinegra, que quedó con la pelota y le cambió el arco a Tomás Giménez en la primera clara que tuvieron los azules. Después del gol los dirigidos por Alejandro de la Riba se encendieron y lo que restó del partido fue todo para el local. 

En la segunda parte lo jugadores visitantes empezaron a impacientarse y a pegar más de la cuenta. A los 30’ cuando ya había más de 9 amonestados y Damián Cataldo se fue expulsado en la Lepra luego de ver por segunda vez la tarjeta amarilla, que deberían haber visto antes varios jugadores del Lobo. 

Pero lejos de responder agresiones, los caudillos vestidos de jugadores mostraron lo que es jugar en Independiente Rivadavia. Con el ingreso de Talamoni y Soria el equipo consiguió el aire que les faltaba y a los 41’ el propio Hernán Soria cambió un penal por gol y tras esta jugada fue expulsado porque el árbitro entendió que se excedió en su festejo. 

A minutos finales del encuentro el partido se le fue de las manos al árbitro Gabriel Araujo que echó a dos jugadores de Gimnasia. Pero como si esto no fuera suficientemente triste para los blanquinegros, Juani Trentin ganó una contra y se corrió toda la cancha para entregársela a Santi Úbeda que le rompió el arco a Giménez en el último minuto. Alegría total. 

El clásico fue para Independiente Rivadavia y por goleada. Zarralanga, Soria y Úbeda fueron los goleadores de esta tarde pero todos los jugadores se merecen reconocimiento por haber dejado la vida en la cancha por éstos colores. A seguir por este camino. 




La Síntesis 

Independiente Rivadavia (3): Mauro Rodríguez; Leandro Vega, Víctor Chávez, Fernando Guevara, Juan Ignacio Trentin; Damián Cataldo, Santiago Úbeda, Edgardo Cañas, Agustín Morilla, Lautaro Disanto y Matías Carlanga. DT: Alejandro de la Riba.

Gimnasia y Esgrima (0): Tomas Giménez, Franco Meritello, Claudio Ulloa, Gastón Perello, Matías Bonarrico, Matías Pazzaglia, Ignacio Morales, Juan Rivera, Emanuel Gutiérrez, Franco Martínez y Jonatan Morón. DT: Federico Basso.

Cambios: ST 22’ Lautaro Talamoni por Carlanga (IR), 30’ Emiliano Cirane por Pozzaglia (G), 35’ Hernán Soria por Morilla (IR), 45’ Francisco Agost por Disanto (IR).

Cancha: Ciudad Deportiva

Árbitro: Gabriel Araujo

Figura: Santiago Úbeda.
Por Eugenia Páez 
Fotos: Osvaldo Gagliardi

0 comentarios :

Publicar un comentario

Copyright © 2014 Mundo Lepra - Sitio no oficial de Independiente Rivadavia | Diseñado por
Scroll To Top